ConsejosEmbarazoPsicologíaSalud

¿Cuándo pedir la baja por embarazo?

julio 13, 2012 0 comentarios

¿Cuándo pedir la baja por embarazo?

Estar embarazada y seguir trabajando no es incompatible y muchas veces no queda más remedio que «aguantar» lo máximo posible antes de pedir la baja. A continuación intentaremos aclarar algunas dudas frecuentes sobre el tema.

De entrada, hay ciertos trabajos que son incompatibles con el embarazo. Por ejemplo, los oficios que requieren el contacto con sustancias químicas o biológicas peligrosas. En ese caso, la empresa debe ofrecerte un puesto que no implique dichos peligros o puedes solicitar una baja justificada.

Si realizas un trabajo de gran intensidad física, que requiere estar de pie varias horas seguidas, cargar peso o agacharte repetidamente, debes pedir la baja a partir de la semana 20-25. En trabajos menos físicos, pero que impliquen igualmente estar de pie parte de la jornada, mover pequeñas cargas, etc. puedes aguantar hasta la semana 30 si te encuentras bien. Finalmente, si tu actividad laboral la realizas sentada o sólo tienes que estar de pie ocasionalmente o durante pequeños periodos de tiempo, si quieres puedes seguir trabajando incluso hasta una o dos semanas antes de dar a luz.

Los tres tipos de baja

En cualquier caso, conviene distinguir entre baja médica por embarazo, baja por riesgo en el embarazo y baja por maternidad. La baja médica, como su propio nombre indica, sólo la puede conceder un facultativo si considera que tu estado de salud no es adecuado para ir a trabajar. Su duración dependerá de cómo evolucione tu salud. Por ejemplo: puede concederte la baja durante las primeras semanas por molestias como mareos, vómitos, etc. pero luego darte el alta a mitad del embarazo si ya te encuentras mejor.

Por su parte, la baja por riesgo en el embarazo también la da un médico, pero sólo en los casos en que existe peligro para el feto o la madre debido a la gestación. Es habitual si hay antecedentes de aborto espontáneo, en un embarazo múltiple o por problemas de desarrollo y equivale a una incapacidad temporal. En la actualidad, en algunas empresas cuando sucede esto se procede a suspender el contrato hasta después de haber dado a luz.

Finalmente, la baja por maternidad son las 16 semanas de descanso a las que tienes derecho por tener un bebé. De éstas, es posible pedir hasta 10 antes del parto, de modo que si no te dan la baja médica pero quieres descansar puedes empezar a consumir estos días. No es una mala idea aunque te encuentres bien, porque el parto es bastante agotador y conviene guardar fuerzas para cuando llegue la hora de dar a luz.

¿Hasta cuándo trabajaste antes de tener tu bebé?

Imagen cortesía de FreeDigitalPhotos.net

Publicaciones que podrían interesarte...

Deja un comentario en esta publicación