ConsejosEmbarazoPartoPsicologíaSalud

¿Cómo combatir el estrés postparto?

abril 15, 2013 0 comentarios

¿Cómo combatir el estrés postparto?

Tras el nacimiento de tu bebé, es habitual que sufras ansiedad, inseguridad, confusión, etc. Se trata del estrés postparto, provocado por los cambios que implica la nueva etapa y los cuidados del recién nacido.

“No puedo con todo”, “Me siento agobiada”, “Necesito un respiro”… Son sensaciones que experimentan muchas mamás y papás primerizos. La felicidad inicial por la llegada del recién nacido se ve rápidamente eclipsada por el cansancio, la falta de sueño, el miedo a estar haciendo todo mal… Esto se traduce en agotamiento físico y emocional, irritabilidad, cambios de humor, discusiones frecuentes con la pareja o la familia, etc. Se trata de los síntomas del estrés postparto, que afecta al 50% de las madres y padres.

Para evitar el estrés postparto, es recomendable aplicar estos consejos:

-Duerme tanto como puedas: túrnate con tu pareja para atender al bebé por las noches, aprovecha cualquier momento del día para echar una cabezada e intenta adaptar tus patrones del sueño a los del recién nacido.

-Aliméntate bien: la recuperación del parto, la lactancia y los cuidados del bebé suponen un gran esfuerzo para tu cuerpo. De modo que debes acumular energías con una dieta variada y saludable, comiendo varias veces al día.

-Dosifica las visitas: junto con tu pareja, organiza las visitas de los familiares y amigos que están deseando conocer al bebé. Intentad que vengan a verlo cuando os vaya bien, en grupos pequeños y que se queden poco rato.

-Habla con tu pareja: seguramente experimenta sentimientos parecidos, de modo que cuéntale cómo te sientes, acordad un reparto adecuado de las tareas domésticas y buscad la forma de recuperar momentos de intimidad.

-No te angusties: es normal que el bebé llore, ya que es la única forma de comunicarse que tiene. El llanto no significa que algo vaya mal, puede ser que tenga hambre, sueño, se haya ensuciado o solo quiera que le hagas caso.

-No te aísles: busca momentos para dejar a tu bebé a cargo de tu pareja o de familiares y salir a dar una vuelta, ir de compras, quedar para tomar algo… Desconectar” un rato del bebé te ayudará a relajarte y mejorar tu humor.

-Busca consejos: habla con otras madres sobre cómo te sientes, tus dudas, inseguridades, etc. Descubrirás que ellas también han pasado por lo mismo y te podrán dar consejos y soluciones para llevar mejor esta agotadora etapa.

-Acepta que te ayuden: ¿quién ha dicho que tengas que hacerlo tú todo? Deja que tus familiares, amigos o vecinos te echen una mano para cuidar al bebé, limpiar, comprar, etc. También puedes contratar a una persona para eso.

-No “contagies” a tu bebé: un recién nacido es muy sensible al estado de ánimo de sus padres. De modo que si estás nervios@, él también lo estará, pero si logras relajarte se sentirá más tranquilo y las cosas serán más fáciles.

Finalmente, si tras unos días el estrés postparto no disminuye, consulta con tu médico. Mantenerte en este estado durante un tiempo prolongado aumenta las posibilidades de caer en una depresión postparto, que es más complicada.

¿Te sentiste estresada después del parto? ¡Cuéntanos!

Imagen: Freedigitalphotos.net

Publicaciones que podrían interesarte...

Deja un comentario en esta publicación