Debes saberEmbarazoParto

¿Cuál es la diferencia entre una matrona y una doula?

noviembre 14, 2014 0 comentarios

¿Cuál es la diferencia entre una matrona y una doula?

Últimamente están de actualidad las doulas, personas que asesoran en el embarazo, el parto y la lactancia. Sin embargo, algunas asociaciones de matronas denuncian que su trabajo es “intrusismo” al no tener un título oficial. ¿Pero sabes en qué se diferencian?

En la actualidad existe una creciente polémica entre las matronas y las doulas. A medida que el papel de las doulas se ha popularizado en nuestro país, las matronas han empezado a reclamar que se regule o incluso se prohíba su actividad por presunto “intrusismo” profesional. ¿Pero en qué se diferencia una matrona de una doula?

Una matrona (también conocida como comadrona o partera) es una profesional especializada que ofrece atención sanitaria a la madre durante el embarazo, el parto y el postparto. Por ejemplo, las matronas se encargan de impartir las clases de preparación al parto, participan en el alumbramiento realizando incluso intervenciones menores como la episiotomía y también ofrecen consejos en la lactancia, puerperio, etc.

Para ser matrona, es necesario hacer la carrera de enfermería, luego cursar una especialidad de dos años y aprobar una oposición para ejercer en la sanidad pública. El “problema” es que muchas matronas, al igual que sucede con otros profesionales sanitarios, tienen que atender a un número elevado de pacientes, lo que provoca que el servicio que ofrecen no sea siempre tan completo como desearían algunas madres.

Por su parte, una doula es una persona con experiencia en la maternidad que asesora y acompaña a las madres durante el embarazo, el parto y la lactancia, pero no puede intervenir en el parto ni tomar ningún tipo de decisión médica. Esta figura existe desde hace mucho tiempo y tiene una gran popularidad en varios países de nuestro entorno.

En España, las doulas no han conseguido protagonismo hasta los últimos años. Pero conviene aclarar que en nuestro país no existe ninguna titulación reglada para ser doula (aunque sí cursos) ni esta figura ha sido reconocida oficialmente, aunque las doulas cobran por realizar su trabajo. El éxito de las doulas se debe a que ofrecen un asesoramiento más personalizado y durante más tiempo que las matronas, que además incluye otros aspectos como el apoyo emocional o consejos para un parto más natural.

En este sentido, las doulas aseguran que su trabajo es complementario al de las matronas y que en ningún caso suplantan a estas profesionales. Aunque desde el punto de vista de algunas matronas, sería deseable un mayor control sobre la tarea de las doulas debido al impacto que puede tener en la salud de las madres y los bebés. Por su parte, la mayoría de las doulas están de acuerdo en que se regularice su profesión creando incluso una titulación que deje claro lo que pueden y lo que no pueden hacer.

¿Has contado con los servicios de una doula? ¿Lo recomiendas?

Imagen cortesía de Neil Coleman/Flickr

Publicaciones que podrían interesarte...

Deja un comentario en esta publicación