ConsejosDe 6 a 12 mesesMes a mesNuestras Mamás

Julia Puig: Propósitos para el nuevo año con mi bebé

diciembre 29, 2017 0 comentarios

Oliver – Julia Puig Photography

Se acerca el nuevo año y, para mí, esta siempre ha sido una época de introspección y de reflexión. Año nuevo me parece un momento precioso para fijarte objetivos y metas personales para crecer como persona, y también para reflexionar sobre qué cosas podrías haber hecho mejor durante el año que se acaba.

Este Enero, además, mi bebé cumplirá un año, lo que quiere decir que yo cumpliré un año como mamá. Esto hace aún más especial y llena de significado, si cabe, mi costumbre anual de sentarme a decidir mis propósitos para el nuevo año. Ya he sido madre durante un año. He tenido oportunidad de aprender y de equivocarme, y observándome criar a mi hijo he podido discernir los aspectos de la maternidad que se me dan peor. Hoy comparto contigo mis propósitos para el nuevo año en lo referente a la maternidad.

1 | Estar más presente

Este año me he dado cuenta de lo mucho que dependo del móvil. Lo tengo siempre cerca y a menudo lo abro y reviso mis mensajes automáticamente sin pensarlo, o miro Instagram distraída. Ahora mi hijo es pequeño, pero pronto se dará cuenta de que muchas veces no estoy 100% con él, que parte de mi atención está centrada en otra cosa. El móvil puede esperar, ver crecer a mi hijo no. Este año me propongo recordarlo.

2 | Ser más paciente y tranquila

Por aquí, ahora que estamos a las puertas del primer cumpleaños, van empezando a asomarse las rabietas. Mi bebé siempre ha sido bueno y tranquilo y no al principio no nos explicábamos qué estaba pasando, pero a veces llora y pierde los nervios y patalea mucho. Uno de mis propósitos para el nuevo año es el de encontrar mi paciencia; respirar, y saber acompañarlo cuando pierda los nervios sin perder yo los míos. Quiero llegar a ser ese adulto de referencia, paciente y tranquilo, que mi hijo necesita cuando una rabieta se apodera de él.

3 | Cuidarme más a mí misma

Durante este primer año como mamá he cometido el error de dejarme de lado. Me ha poseído el espíritu de la madre leona y apenas me he separado de mi bebé: mis hobbies y ratitos para mí han sido desterrados a un segundo plano. No me arrepiento, porque siento que, de algún modo, es la manera en la que mi interior necesitaba vivir esta primera maternidad. Pero ya ha crecido, y ya es hora de recuperar esos momentos para mí: leer un libro, tomar un té tranquila, tejer una bufanda. Pienso que esto me ayudará a ser mejor madre: si estoy relajada y feliz, podré estar más presente y ser más paciente y tranquila, mis otros propósitos para el nuevo año.

No va a ser sencillo, pero estoy decidida a cumplir todos estos propósitos para el nuevo año. Con suerte, el año que viene estos tres estarán superados y podré fijarme nuevas metas, acorde con la situación que viviré entonces. Creo que un propósito para el nuevo año no se te ocurre de repente días antes de que finalice el año, sino que va creciendo en ti conforme te das cuenta de que podrías ser mejor madre todavía, de que podrías criar mejor.

 

¿Y tú? ¿Qué propósitos para el nuevo año te has fijado en relación con tu maternidad?

 

Puedes leer más de Julia en su blog.

Publicaciones que podrían interesarte...

Deja un comentario en esta publicación